Contacto y blog
Especialidades y el centro

Terapia Sexual

COVID-19: Tips para mantener la sexualidad a distancia durante el confinamiento.

 

El COVID-19 nos ha obligado a quedarnos en casa, a cambiar totalmente nuestras rutinas y a plantearnos nuestro día a día de una manera diferente. Esta situación ha provocado que muchas parejas que no viven juntas se encuentres separadas, de momento por un tiempo indefinido… ¿significa esto el fin de la sexualidad compartida durante este periodo? No tiene por qué. Mantener la vida sexual a distancia es posible, para hacerlo simplemente debemos mantener la mente abierta a nuevas posibilidades y activar nuestro lado más creativo. En este artículo vamos a ver algunos tips e ideas que pueden ayudar a no perder la pasión por la distancia, a reinventarnos sexualmente como pareja y a hacer un poco más divertido el periodo de aislamiento.

  • Mensajes picantes. Esta práctica consiste en mandar a tu pareja mensajes de texto eróticos, frases subidas de tono…básicamente iniciar y mantener una conversación sexual. Al tratarse solo de texto, esta opción potencia mucho la imaginación sexual y estimula el cerebro erótico. Es una buena manera de iniciarse en el mundo de la sexualidad a distancia e ir perdiendo la vergüenza.
  • Línea caliente. Otra opción es mantener una conversación sexual por teléfono. A través del lenguaje oral, jugando con el tono de voz…los resultados pueden ser increíbles. Se pueden relatar fantasías eróticas, hacer descripciones de lo que os gustaría haceros… ¡un mundo por explorar!
  • Consiste en el intercambio de mensajes de texto acompañados de imágenes y/o videos con una connotación sexual. Si no quieres que lo que envíes quede en el dispositivo de tu pareja, existen aplicaciones que borran los mensajes pasado el tiempo que tu elijas. Para proteger la intimidad personal y sexual es recomendable que tu rostro no aparezca en las imágenes o videos que envíes si la persona que los recibe no es de total confianza.
    La recomendación es ir empezando poco a poco, con textos, imágenes y videos más suaves e ir subiendo la temperatura progresivamente.
  • Esta práctica se popularizó con la llegada y el boom de las web cams. Permite poder compartir sexo en vivo y en directo. Una práctica muy común del cibersexo consiste en autoestimularte a la vez que tu pareja, aunque no hay nada definido y todo dependerá de los gustos y predisposición de los miembros de la pareja.
  • Ver una película erótica a la vez. Las tecnología de la que disponemos actualmente ha abierto nuevas posibilidades, una de ellas consiste en poneros a la vez, cada uno en su casa, la misma película o video erótico/pornográfico y mantener el contacto durante todo el tiempo que dure el video. Este contacto puede ser telefónico o a través de una cámara. Podéis ir comentando qué es lo que os gusta o excita de lo que estáis viendo o pasar a la acción disfrutando de vuestros cuerpos simultáneamente.

Recuerda preparar el ambiente para llevar a cabo cualquiera de estas prácticas, debes sentirte a gusto y estar en un lugar dónde te sientas segurx, puedas tener intimidad y tranquilidad para poder disfrutar plenamente de estos encuentros sexuales. Al igual que con las demás prácticas sexuales presenciales, si no te sientes cómodx o no quieres hacer algo, tienes derecho a parar y a negarte. El sexo debe generar placer y disfrute, no presión o incomodidad.

 

 

Si quieres saber más y conocernos sigue navegando por nuestra web

Naia Canler. Psicóloga, sexóloga y terapeuta de parejas.