Seleccionar página

 

Uno de los temas más comunes que me encuentro en consulta es el tema del bajo deseo de las parejas estables, sobre todo después de haber formado una familia.

Por supuesto innovar en la sexualidad, tener una comunicación positiva, hacer un buen equipo, tener complicidad, cuidarnos para mantener el atractivo, etc. son aspectos clave para mantener la chispa y el deseo, pero muchas veces nos olvidamos de un aspecto esencial: el ocio.

Muchas veces cuando analizamos el ocio de pareja nos damos cuenta que es muy rutinario, solo se hacen las cosas típicas de ir a cenar, al cine, tomar algo y dar un paseo. Estas actividades pueden ser agradables, pero no mejoran ni incentivan la relación, hace falta un punto de espontaneidad, de reírse, de sacar el niño interior, conseguir dejarse llevar, añadir un punto de novedad y eso lo conseguiremos con actividades nuevas y divertidas.

Por supuesto también podemos tener momentos más románticos, más íntimos que también favorecen la conexión de la pareja.

Los problemas que la mayoría de parejas sacan en la sesión terapéutica cuando trabajamos este aspecto son: el dinero y la falta de tiempo libre. Por tanto, he pensado que ya que ahora después de fiestas es un momento complicado económicamente qué mejor que proponer algunas ideas para reconectar con la pareja y disfrutar de este nuevo año 2020.

– Preparar un picnic en casa: muchas veces al tener hijos pequeños no hay la posibilidad de salir demasiado ni hacer muchas actividades sin ellos, por eso, ¿por qué no preparar un picnic nocturno en casa con velas y comida divertida?

– Regalar un masaje a tu pareja siendo tú el masajista: un masaje divertido, relajante, erótico, etc. puede ser un gran plan de ocio de pareja sin que tenga que terminar en nada más allá que el masaje. Puede ser un momento diferente que añada un toque sensual a la relación.

– Revivir la primera cita en pareja: ¿por qué no tener de nuevo esa primera cita? Normalmente no acostumbra a ser un plan caro ni complejo, pero quizás puede ser divertido y recordar buenos momentos.

– Preparar una playlist y dar un paseo con los cascos compartiendo música y dejándose llevar. Es un plan económico pero que nos puede despertar el baile y alguna anécdota.

– Hacer deporte juntos: es algo muy obvio y fácil pero pocas veces lo hacemos, quizás podemos hacer yoga juntos, correr por la playa, dar clases de baile, y también ir al gimnasio juntos.

– Jugar a un juego de mesa: tendemos a olvidarnos de los juegos clásicos y puede ser un muy buen plan. Tanto en casa como llevarnos unas cartas a una cafetería especial y pasar un rato divertido. Si nos apetece también podemos competir y quién gane podrá pedir algo especial al otro.

– Ir a una clase gratuita de alguna actividad, aunque no sepamos si nos gusta: quizás clases de cocina, un baile nuevo, una clase de pilates, etc. Tendemos a salir poco de nuestra zona de confort y si lo hacemos en ocasiones descubrimos cosas nuevas e interesantes que añaden un punto de novedad a la relación.

– Hacer un pastel o alguna comida especial juntos: animarse a cocinar juntos, con música, una copa de vino, etc. genera un ambiente proclive a divertirse. Quizás un dulce, una comida mejicana, japonesa, etc.

– Preparar unos bocadillos e ir a pasear por la playa o por la montaña: son actividades sencillas pero muy placenteras, no hace falta casi dinero y solo por cambiar de ambiente conectamos de forma distinta con la pareja y seguro que fomenta el bienestar entre ambos.

– Regalar vales por actos cariñosos: vale por…. Un beso apasionado, vale por…. Un masaje en los pies, etc. Es muy fácil de hacer, un detalle espontáneo que nos puede traer momentos distintos. En este caso solo hace falta imaginación.

Todas estas ideas simplemente son un empuje para que nos planteemos qué hemos dejado de hacer con el otro, qué parte de nosotros hemos dejado de mostrar. Intentar volver a conectar des de la diversión, la espontaneidad, el afecto, el erotismo favorecerá el bienestar de ambos y conseguirá renovar la relación.

 

Si quieres saber más y conocernos sigue navegando por nuestra web

Núria Jorba. Directora del centro, sexóloga clínica y terapeuta de parejas.