Contacto y blog
Especialidades y el centro

Psicología emocional

Tener un buen descanso

 

En nuestro día a día tenemos un ritmo muy elevado, queremos llegar a todos los sitios e incluso encontrar un momento para relajarnos, por lo tanto, para que nos dé tiempo a todo, a veces sacrificamos las horas de sueño, siendo este fundamental para nuestro bienestar físico y mental.

Una buena noche de sueño consiste en 4 o 5 ciclos de sueño. Cada ciclo incluye períodos de sueño profundo y movimientos oculares rápidos (MOR) o sueño no sincronizado, cuando soñamos. En cada etapa vital hay un promedio distinto de horas necesarias de descanso. Un adulto necesita entre 7 y 8 horas, los adolescentes unas 9 horas, los niños 10 horas y los bebés generalmente unas 16 horas diarias.

 

Tener un buen descanso ayuda a:

  • Sentirse descansado y con energía al día siguiente.
  • Aprender información, hacer reflexiones y formar recuerdos.
  • Descansar el corazón y el sistema vascular.
  • Liberar más hormona del crecimiento, que ayuda a los niños a crecer. También aumenta la masa muscular y la reparación de células y tejidos en niños y adultos.
  • Liberar hormonas sexuales, que contribuyen a la pubertad y la fertilidad.
  • Evitar enfermarse o a mejorarse cuando está enfermo, creando más citoquinas (hormonas que ayudan al sistema inmunitario a combatir varias infecciones).

 

Algunos consejos para mejorar la calidad del sueño son:

  • Irse a dormir y levantarse siempre a la misma hora.
  • No hacer ejercicio justo antes de irse a la cama.
  • No utilizar aparatos electrónicos justo antes de irse a dormir.
  • Realizar alguna actividad relajante antes de ir a dormir ( leer, hacer respiraciones, baño caliente, etc)
  • Evitar cafeína, alcohol, nicotina y otras sustancias excitantes al final del día.

 

 

 

Si quieres saber más y conocernos sigue navegando por nuestra web

Elena Corbalán. Secretaria del centre – coordinació, administració i community manager.